Septiembre y este extraño recomenzar...

03 septiembre 2013

No sé qué tendrán los septiembres que siempre me hacen querer recomenzar. Como si el verano hubiera sido un largo paréntesis de vida. Como si el silencio y la introspección hubieran hecho mella en mí, y esta hibernación estival estuviera llegando a su fin. Entonces siento que he de estirar las piernas, desentumecer mis músculos y salir ahí afuera a comerme el mundo. Luego me doy cuenta de que no hay más mundo que comer que el mío propio, y que estas ansias no son más que la necesidad de retroceder en el tiempo y volver a ser quien era y ya no soy. Mimetizarme con el entorno, al parecer, ya no es una opción. O quizá sí, pero de una forma diferente. El objetivo: encontrar un nuevo enfoque...


1 comentario:

  1. Es que septiembre es en muchos casos en principio del año, empieza un curso escolar y laboral, volvemos a casa y empezamos a hacer limpieza, a tirar trastos y ya puestos pensamos en darle un nuevo rumbo a nuestra vida, en hacer cosas diferentes. Yo me voy a pintar el pelo de colores.
    Un abrazo

    ResponderEliminar