¿Soy escritora o una mera creadora de historias?

05 diciembre 2013

Muchas veces me asaltan las dudas cuando alguien me pregunta: "Oye, ¿y tú a qué te dedicas?". Entonces me quedo pensativa, y no sé si remontarme a mis principios y soltarle un rollo en plan: "Pues estudié Trabajo Social y después de realizar algún que otro proyecto en dicho campo, me cansé del mal entendido y quebrado estado de bienestar que existe en este país y me di a mi verdadera vocación, la escritura de novelas". O directamente saltarme dicho prolegómeno e ir al tajo: "Soy escritora". Esto último nunca lo hago. ¿Por qué? Bueno, para mí un escritor no es solo alguien que escribe; un escritor es el que tiene como principal profesión la escritura, y ese no es mi caso, aunque me pase diez horas al día escribiendo, tachando y reescribiendo, promocionando en Twitter, Facebook y Google  + mis creaciones, pensando en una posible portada, escudriñando nuevos programas para editar las palabras que conforman una historia. No, aún no soy escritora, pues aún no puedo ganarme la vida con mi faceta creativa. Y sueño con poder hacerlo, y sé que algún día ese sueño se hará realidad, aunque ya sea una anciana decrépita y haya pasado mis últimos años malviviendo debajo de un puente (espero que esto jamás suceda). El caso es que me asaltan las dudas. Y seguramente me seguirán asaltando hasta que, una de dos, la gente comience a ver el arte como una dedicación realmente trabajosa sin importar cuánto ganes por ello; o yo consiga deshacerme de algunos pensamientos limitantes. El "eres lo que ganas" debería dejar de existir. Somos y punto. Y en ese "somos" yo abogo por la creatividad como expresión de uno mismo. Y lo demás... lo demás no importa.

4 comentarios:

  1. Bueno, Carol como decía Oscar Wilde: «No existen más que dos reglas para escribir: tener algo que decir y decirlo» Así, que esa es clave del escritor...
    No sé donde leí, una frase corta, que parece decir nada, pero lo dice todo «Eres lo que eres...»
    Abrazos

    ResponderEliminar
  2. Pues sí, me encanta esa frase de Oscar Wilde... e intento llevarla a mis novelas. ¿de qué sirve una historia si esta no te dice o te enseña algo? Es como escribir palabras vacías. :)
    En fin, es cierto, Ángeles: somos lo que somos.
    ¡Abrazo fuerte!

    ResponderEliminar
  3. Se me ocurre que en este país existe una tendencia muy extendida a considerar el arte, en cualquiera de sus facetas, como ocio, como algo que cultivar en tu tiempo libre. Lo bueno de esto es que mientras haya gente que dedique su tiempo a pensar así, siguen quedando horas e ideas libres para la creación artística. Ahí entras tú.

    Un saludo :)

    ResponderEliminar
  4. Tienes razón Crazy, la gente no debería pensar en el arte como algo inservible, poco funcional. Las personas somos arte, si no desarrollamos esa parte nos convertiremos en seres muy grises.
    Besooos. .)

    ResponderEliminar